Regístrate



Se enviará la contraseña a tu correo electrónico.
Sabías que
  • Para saludar un iyawo toca tu corazón con tu mano de derecha y dile SANTO!
  • Durante el año de iyaworaje los santeros se les llama iyawo, nunca por su nombre!
  • Los santeros pasan un año vestidos de blanco (iyaworaje)
  • Orula se saludo diciendo Iboru, Iboya, Ibosheshe (completas las 3 palabras)
  • Si tienes Mano de Orula, al estar en presencia de un Babalawo debes saludarle a Orula
  • Los Orishas (santos) no bajan en sesiones de espiritismo
  • Los Babalaos nunca entregan Eleggua de Ota (Piedra)
  • Los Orishas (santos) solo hablan por el Caracol y el Coco
  • Los Babalawos no entregan collares de Osha! Solo los Santeros
  • El Eleggua que entregan los santeros es una PIEDRA! Nunca de Cemento
  • No existe el Eleggua espiritual! Eso es una estafa
  • Solo los babalawos entregan guerreros!

iworos.com es un portal que comparte informacion de espiritismo, osha e ifa para creyentes, iniciados, santeros y babalawos - Radio - Descargas - Libros

Aprende sobre Iyami Osoronga, para que no caigas en las sandeces verborréicas, de una multitud de “sabios”, que ahora buscan “justificar” su naturaleza negativa y hacerla algo similar a la Dama de la Justicia o que Iyami Osoronga es ahora la que vigila si haces Ebbó o no haces Ebbó

Lo primero que debemos establecer para la mejor compresión del tema de las Iyami Osoronga, es saber qué es lo que realmente significa este culto y cuáles son las realidades de las mismas. No se podría comprender este culto si no se conocen las diferentes Iyami que existen, ya que la Madre del Culto de la Hechicería, no tiene la exclusiva de que la llamen “Iyami”.

En otras palabras, hablar del Culto a “Iyami”, no solo se refiere a Iyami Osoronga, sino a TODAS las Madres ¿Ves? Para los Yoruba, las Iyami son básicamente tres: La Iyami Aje (Hechicera), La Iya Agba (las ancianas de la Comunidad) y La Iyá Nla (Gran madre, entiéndase una Orisha, que en algunas regiones es Yemayá, en otras Ochún y en otras Oyá), todas ellas denominadas IYAMI, lo cual no significa otra cosa que: Mi Madre o Madre mía y que como se puede apreciar, es tan solo una forma de expresar respeto o cariño o ambos.
Uno de los Odu de Ifá que habla de este homenaje a las madres, es precisamente el Odu Isalayé de Iyami Osoronga (Signo de Ifá que acompañó a Iyami Osoronga a la tierra): Osa Meyi, el cual es la mejor fuente para conocer a la Gran Madre de la Hechicería y su culto. De hecho en Osa Meyi podemos ver el origen mítico de las Gelede (Mascaradas) en el siguiente Ese Ifá:

Pele ni ns’awo won lode Egba Pele ni ns’awo won lode Ijesa A da f’Orunmila, o ns’awo re Ilu Eleiye Won ni ko ru Aworan, Oja ati Iku 0 gbo, o ru, o de Ilu Eleiye, o ye bo 0 wa nsunyere wipe – “Mo ba’ku mule nwo ku mo Iku, Iku gboingboin Mo b’arun mule, nwo ku mo Iku, Iku gboingboin”

Traducción

Saludos fue su secreto entre los Egba
Saludos fue su secreto entre los Ijesa
Fue lo que Ifá le dijo a Orunmila cuando iba al nido de las Eleiye (Brujas. Literalmente Dueña de los Pájaros. N. A.)
Él debía ponerse una máscara, una banda en la cabeza y
Cascabeles en las piernas.
Él obedeció. Él se los puso y estuvo a salvo.
Él se regocijaba bailando y cantando:
“He compartido con la muerte,
Nunca moriré.
Muerte, no más muerte
He convivido con la enfermedad
Yo nunca moriré.
Muerte, no más muerte.

(Beyioku 1946)

Como se puede observar, Orunmila se puso una máscara (Aworan), una banda de cabeza (Oja), y cascabeles en las piernas (Iku) – los tres elementos esenciales que se encuentran en los vestidos de las Gelede. Esto lo protege de las propensiones negativas de las Madres Destructivas, para quienes también se celebra el festival y lo ves aun más claro, cuando tomas en cuenta para que sirve la máscara:

 

 

Estas máscaras son un rito ancestral que los antiguos hacían en el pasado y que llamaban “Eso” (Algo que se hace con mucho cuidado N. T.). Ellos no lo hacen de forma descubierta. Ellos no deben bailar desnudos y permitir que las personas (especialmente las madres destructivas) vean sus ojos.

(Akinwole 1971)

Pero con las Iyami en general y las Osoronga en particular, no te puedes poner miserable, porque a ellas les encantan las cosas llamativas y vistosas rayando en la opulencia, así que si no tienes buenos disfraces, con las mejores telas y una máscara de Hollywood ni te atrevas a salir:
Esta parafernalia, también le da pomposidad, lo que apela a la disposición positiva de ellas (Verger 1965).
Como ves, ser una Aje, tiene sus ventajas. Pero no creas que en este festival podrás salir de parranda y tomarte tus tragos con los amigotes, como si se tratara de un Carnaval de Río, ya que las Iyami, especialmente las Osorongas son personas muy serias (especialmente a la hora de matarte mientras duermes) y si no me crees, mira por ti mismo:
Por consiguiente, los sacerdotes y los ancianos no se cansan de resaltar que las actitudes de requisito de una persona deben ser la paciencia, la indulgencia y la compostura, resaltándolo con frases tales como: “Debemos mimarlas y viviremos” y “Aquel que adora a la Gran Madre debe tener paciencia”. (Verger 1965).
Como ya te veo todo enredado con esto, será mejor que te lo explique tal y como lo entendí yo, de lo contrario, seguirás enredado y sin entender ni “Jota” de lo que estoy hablando. Pero no te preocupes, yo tampoco entendía nada y me lo expliqué de la siguiente manera:

Este festival no es más que el equivalente occidental del Día de las Madres y se celebran y reverencian tanto a las Madres “buenas”, como a las Madres “malas”. No es a Iyami Osoronga, exclusivamente, son TODAS las madres, incluyéndola a ella, aunque tiene una parte del festival que sí es de su exclusividad. O sea, es una Mega-serenata, solo que no se cantan Las Mañanitas”. (Águila de Ifá 2011).

¿Está un poco más claro? Bien, sabía que podía contar contigo. Con tu cerebro y mi belleza llegaremos lejos. Pero veamos la subclasificación de la que te hablé al inicio y veamos que es a lo que llaman Iyamis Rojas, Blancas y Negras y puedas darte cuenta si quieres o no quieres tener esto en el mismo cuarto que tienes tus Orishas (que además no podrías) y con esto agilizo tu curso rápido de Iyami Osoronga. Haré un trato contigo. Para no confundirte las llamaré Ajé y no Iyami, porque a estas alturas ya debes saber que Iyami significa Madre Mía o Mi Madre… Espera… eso sonó un poco mal, pero creo que entendiste… ¡Así que
deja a mi Mamá en paz, que tú sabes perfectamente de lo que te estoy hablando!…
Lo primero que debo mencionarte, es que Iyami Osoronga se refiere a un culto sobre el poder femenino, asociado a las aves a partir de ciertas especies que han llamado a la imaginación del hombre por su rareza o comportamientos macabros. Como te he dicho se dividen en blancas, rojas y negras.
Las Ajé Blancas, por lo general no matan y ayudan a las mujeres que han sido escogidas, o a las escogidas que han hecho “El Pacto”. Sin embargo, si se sienten insultadas o agredidas, tratan con la persona de una forma bastante “descortés”, para que ni se le ocurra pensar en hacerlo otra vez. Claro que esa ventaja te la dan la primera vez. No es que no tengan una naturaleza tan agresiva como las de sus hermanas, pero podríamos decir que son las encargadas del “Cuerpo Diplomático y de Reclutamiento” de las Iyami Osoronga. Esta Ajé es algo así como la Profe. Algo así como una Ajé “Light”. Low Cholesterol, Low Sodium.
“El Pacto”, es lo que permite a la escogida estar en contacto con las Ajé Blancas. Hay diferentes tipos de pacto – una especie de trato con el Culto Osoronga – que van de acuerdo a la capacidad o “Paso” de la elegida (en afrocubano eso se traduce como “Camino” de la Elegida). La persona que recibe dicho “Pacto”, luego de una “educación apropiada”, podrá asistir a las reuniones nocturnas, solo como observadora. No será capaz de participar, ya que la escogida debe tener un “Paso” definido: ser blanca, roja o negra, para poder ser un miembro completo de sus filas. Durante todo el “entrenamiento” la iniciada solo tendrá contacto con la Ajé Blanca. Si se le permitiera a la iniciada tener contacto con las Ajé negras o rojas, sin tener el nivel apropiado de entrenamiento y desarrollo de conciencia, destruirían a la propia iniciada.
Es una falacia y un falso sentido de seguridad, asumir que las Ajé Blancas o Pájaros Blancos son inofensivos. La dueña del Pacto debe crecer y desarrollarse. Si esto no sucede, los “pájaros” imponen sus propias reglas despiadadas del juego. “El Pacto” tampoco puede deshacerse, ya que este es camino de una sola vía. Las Ajé rojas y negras, son bastante peligrosas y causan enfermedades, infertilidad y destrucción total.
Pero para resumirlas, las Iyami negras no matan a nadie directamente, sin embargo, torturan a la persona hasta llevarla a la muerte. Las rojas simplemente van al grano y matan a la persona directamente. Luego te hablaré más específicamente de ellas. Es más, si crees que puedes ir a tocar la puerta para pedir que te inicien en este culto, es mejor que te bajes de esa nube, antes que suba más. Recuerda que entre más alto subas, más duro te sacarás la “Iyá”:
“Nadie puede escoger iniciarse en Iyami, ellas escogen a quien quieren iniciar y “llaman” a esa persona, (quiera o no quiera). Nadie puede decir que se ha iniciado en Iyami o la que la inició, puede decir que la ha iniciado.
Nadie puede tener un trono o recibir un atributo de Iyami. Si alguien asegura tener o entregar un atributo de Iyami, haberse iniciado o que desea iniciarla, esta persona está hablando FALSEDADES”. (Chief Ifawole Aworeni 2011).

Tomado de “Iyami Oshoroga for Dunkies” por Águila de Ifá que lo puedes DESCARGAR totalmente GRATIS a continuación:

742.37 KB File Size
163 Downloads
Debes Iniciar Sesión o Registrarte para poder DESCARGAR

 Águila de Ifá 

 


Archivado en:

Sobre El Autor

WebMaster

Espiritismo - Osha - Ifa

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.